La localidad de Ventanas (V región de Valparaíso), en la época del 1800 fue una caleta llena de bonanza, grandes peces y mariscos que ayudaron a que el desarrollo económico del pueblo se viera incrementado. Ventanas siempre fue un pueblo tranquilo, con buen clima, árboles, y gente amistosa, hasta que de la noche a la mañana todo comenzó a decaer… Muchos pescadores, en el sector de la playa el Bato comentan que se dejó ver un extraño animal: una especie de dragón marino, de gran cabeza y cuerpo de serpiente. Este animal fue apodado por los pescadores el Puchunco (por la comuna de Puchuncaví*) y rápidamente se corrió la voz para capturarlo. La persona que lograra traer como prueba de su hazaña la cabeza del animal, cobraría una gran recompensa. Muchos perdieron la vida en el intento, pues al adentrarse en el mar en su búsqueda jamás volvieron. Dicen que un grupo de hombres lograron degollarlo, pero al hacer eso cayó una gran maldición sobre la caleta, esa según los más viejos, es una de las razones del porqué todo este sector costero hoy está tan contaminado.

*Puchuncaví: en mapudungún: puchün cahuin, ‘Reuniones (fiestas) en exceso’

El Puchunco

Extracto del Fanzine Críptidos, 2015 de Victoria Burgos (Ilustración) y Paloma Pérez (Fotografía)
Extracto del Fanzine Críptidos, 2015 de Victoria Burgos (Ilustración) y Paloma Pérez (Fotografía)

 

 

 

“Un animal sólo existe, cuando lo nombras”

Say Something